Bread and butter pudding

lunes, noviembre 16, 2015

Bread and butter pudding o Pudding de pan y mantequilla es un postre tradicional de Reino Unido, elaborado con pan, mantequilla, leche, huevos y azúcar básicamente. Vamos que me recuerda a nuestras torrijas españolas pero realizado de otro modo. Es como una receta de aprovechamiento para utlizar pan que nos sobra y se hace en el horno. El nivel de dificultad de este pudding es nulo, muy sencillo de hacer.




Se puede utilizar cualquier tipo de pan, pero yo que tengo la suerte de tener un panadero artesano al lado de casa, y por eso, he utilizado una especie de brioche muy suave y con mejor sabor para esta receta. La receta queda mejor si usas un pan blandito. Aunque siempre se puede aprovechar pan que tengamos y nos halla sobrado.

El molde de horno que he utilizado es de 20x20 cm.


Bread and butter pudding

Ingredientes:
  • 12 rebanadas de pan, pan de molde, brioche o pan de leche.
  • 50 gr de mantequilla templada.
  • 25 gr de pasas.
  • 1/4 cucharada pequeña de nuez moscada.
  • 1/4 cucharada pequeña de canela.
  • 350 ml de leche.
  • 50 ml nata.
  • 2 huevos.
  • 30 gr azúcar moreno.
  • 1 cucharada pequeña de esencia vainilla.
  • 2 cucharadas pequeñas de mermelada de melocotón

Elaboración:
  1. Precalentamos el horno a 180º (con calor por arriba y por abajo).
  2. Cortamos cada rebanada de pan en dos triángulos.
  3. Untamos un lado de cada rebanada de pan con mantequilla.
  4. Colocamos las rebanadas en la fuente de horno, con la cara de mantequilla hacia arriba.
  5. Esparcimos las pasas y rallamos un poco de nuez moscada y la canela.
  6. En un cazo ponemos a calentar la leche y la nata.
  7. En un bol batimos los dos huevos con el azúcar y la esencia de vainilla.
  8. Añadimos la leche templada poco a poco al bol de los huevos, sin parar de batir.
  9. Echamos esta mezcla de leche y huevo sobre la fuente con el pan. Presionamos con las manos o  con una espátula para que bañe bien las rebanadas de pan.
  10. Por último, calentamos en el microondas la mermelada con una pizca de agua. Untamos por encima. Esto hará que se quede una corteza crujiente y dulce. (Otra opción sería espolvorear más azúcar en vez de la mermelada)
  11. Horneamos durante 30  minutos a 180º o hasta que lo veamos dorado.

Es mucho mejor tomarlo unos minutos después de hacerlo. Calentito está de muerte. Y si no te gustan las pasas puedes echar pepitas de chocolate. También puedes intercalar entre las rebanadas de pan manzana o plátano.


En este vídeo podéis ver el paso a paso, aunque es en inglés, es una receta sencilla y se entiende bien.

¡¡¡¡Feliz semana!!!!

También te puede gustar

8 comentarios

Seguidores

Subscribe