Lasaña de salmón y espinacas

miércoles, diciembre 27, 2017


A punto de terminar el año y vuelvo con un nuevo diseño, el blog necesitaba un pequeño cambio de imagen y realmente trasteando un día me lo cargué (una que no es muy hábil con las tecnologías)...Así que ya no me quedó otra que renovarlo o morir! Aún tengo retoques por hacer, pero  estoy muy contenta con el resultado y además por poner unas fotos que me hicieron hace unos meses unos amigos fotógrafos (framestrap), ellos son creativos y  profesionales, muy recomendables para cualquier idea fotográfica que pasé por tu cabeza o como idea de regalo para estas Navidades. Desde luego me hicieron sentir famosa por un día 😄 

La receta de hoy receta revoloteaba por mi cabeza hacia tiempo, unas veces en forma de hojaldre y otras en forma de lasaña. Al final ha ganado la lasaña :). Es un plato contundente, no es healthy-healthy que digamos, pero lleva ingredientes que nos aportan buenas dosis de energía. Y además, no me digas que con este frío no apetece encender el horno! También nos sirve para una comida navideña tras unos ricos entrantes.




Lasaña de salmón fresco y espinacas

Ingredientes (para 6 personas):
  • 20 placas de pasta de lasaña precocida
  • 600 gr de salmón en lomos (sin piel ni espinas) 
  • 300 gr de espinacas
  • 250 gr de queso ricotta
  • 1 puñado de pasas 
  • 1 cebolla grande
  • Queso emmental rallado.
Para la salsa bechamel
  • 50 gr mantequilla
  • 50 gr harina
  • 1/2 litro de leche (a temperatura ambiente)
  • 1 pizca de nuez moscada
  • Sal
Nota: La fuente de horno que he usado es de 30 x 22 cm.

Elaboración:
  1. Pelamos y troceamos la cebolla y la ponemos a sofreír en una sartén grande a fuego bajo.
  2. Las pasas las dejamos en remojo en una taza.
  3. Lavamos y troceamos las espinacas. 
  4. Una vez que la cebolla va blanqueando añadimos las espinacas (en varias tandas, hasta que se van consumiendo. Yo pongo una tapa a la sartén y se acelera el proceso). Añadiremos sal y las pasas.
  5. Cuando las espinacas se hayan hecho, echaremos la mezcla a un bol o recipiente grande y añadiremos el queso ricotta. Lo mezclamos bien y reservamos.
  6. Sumergimos las placas de lasaña en un recipiente con agua caliente. Dejaremos que se ablanden durante 10 minutos (este tiempo puede variar por lo que siempre hay que mirar lo que indique el envase). Después las sacamos a un paño limpio para que se sequen por las dos caras.
  7. Preparamos la salsa bechamel: en una sartén echamos la mantequilla, según se va derritiendo añadimos la harina, sin parar de remover. Cuando ya se ha disuelto la harina en la mantequilla, vamos añadiendo leche poco a poco y dando vueltas. Salamos y echamos nuez moscada. Debe quedar bastante líquida.
  8. Precalentamos el horno a 200 grados
  9. En una fuente de horno echamos una base de salsa bechamel (dejaremos bastante salsa para cubrir la lasaña al final).
  10. Cubrimos con una primera capa de placas de lasaña. Encima pondremos la mitad de la mezcla de espinacas. Sobre ella otra capa de placas de lasaña
  11. Ahora pondremos el salmón (con sal y pimienta) y un poco de salsa bechamel. Encima otra capa de lasaña.
  12. Echamos la mitad de las espinacas que habíamos dejado anteriormente.
  13. Una última capa de placas de lasaña y por encima salsa bechamel y cubrimos con queso rallado.
  14. Horneamos durante una media hora. Los últimos minutos ponemos el horno muy fuerte para que se gratine y se quede dorada.





¡¡Os deseo Feliz Año 2018 y que se os cumplan vuestros sueños y sobre todo no dejéis de soñar!!

También te puede gustar

1 comentarios

Seguidores

Subscribe