lunes, 1 de febrero de 2016

Crema de patatas y lentejas rojas al curry

Cada vez que oigo o leo la palabra curry retrocedo directamente en el tiempo al verano en que me fui a la India con mi amiga Laura. Una experiencia imborrable, fue un viaje de los que te impactan, con momentos malos y momentos buenos. India es un país que no te deja indiferente, algunos se enamoran y otros salen corriendo de allí. 

Es curioso como hay olores que te transportan a recuerdos, momentos, a viajes, a lugares, a personas...y eso me pasa con el curry, que me recuerda tanto al tiempo que estuve allí. 


Las lentejas rojas están muy presentes en la gastronomía india, se suelen cocinar en cremas y sopas, como el Dhal. Las lentejas rojas, a diferencia de las pardinas que tomamos habitualmente, no tienen piel, con lo cual se hacen en unos 15 minutos, y no hace falta tenerlas en remojo. 

Lentejas rojas

Las lentejas rojas pierden su precioso color una vez que son cocinadas, por eso como veis en las fotos no hay color rojizo por ningún lado.

Crema de patatas y lentejas rojas al curry

Ingredientes:

  • 300 gr de patatas
  • 100 gr de lentejas rojas
  • 1 cebolla
  • 1 manzana
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cucharada pequeña curry en polvo
  • 300 ml de caldo vegetal
  • 100 ml de leche
  • Jengibre fresco rallado

Elaboración:

  1. Pelar y trocear la cebolla y la manzana.
  2. Picar los dos dientes de ajo
  3. Rallamos un poco de jengibre (al gusto)
  4. Tostamos en una sartén el curry durante un par de minutos. Añadir aceite de oliva y la verdura anterior que hemos troceado. Lo dejamos a fuego medio 5 minutos.
  5. Pelamos y troceamos las patatas.
  6. Añadir las patatas, las lentejas, la leche y el caldo. Lo dejaremos cociendo unos 20 minutos (probar con un tenedor y pinchar las patatas para comprobar que estén cocidas).
  7. Triturar y echar sal.
Crema de patatas y lentejas rojas al curry

* Fuente de la receta : www.bbcgoodfood.com

Os dejo unas cuántas fotos del viaje, me enamoré de esos niñ@s.








¡¡¡ Feliz semana !!!

martes, 12 de enero de 2016

Ratatouille con huevo poché

La receta de hoy es de origen francés, en concreto de Niza, es una mezcla de vegetales y hortalizas que se hacen en el horno. Es similar a nuestro pisto y en vez de acompañarlo con un huevo frito lo he hecho con un huevo poché. Nuestro país vecino siempre ha sido más fino y elegante que nosotros. Pero mira por donde que ahora dicen que los huevos con chorizo y patatas no engordan, así que tan mal no lo haremos. Y ¿ que me decís del tapeo y cañas "spanish style"? que yo no lo cambio por nada. Hombre un croissant parisino hojaldrado y mantequilloso me vuelve loca pero nosotros tenemos las perrunillas :).


En cualquier caso, yo prefiero seguir con una alimentación sana y saludable, no me fío mucho de ese tipo de noticias, en las que lo que antes era malo ahora es bueno. Aunque a veces me de mis caprichos, por supuesto! Esta receta de ratatouille con huevo poché es un ejemplo más de cómo comer sano y sabroso y que no te aburran las verduras.

* Las cantidades son para unas 3 raciones.

Ratatouille con huevo poché

Ingredientes:
  • 1 berenjena
  • calabacín
  • 1 pimiento rojo
  • 1 cebolla morada
  • Salsa de tomate (1/2 taza)
  • Orégano
  • Tomillo
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen extra
  • 1 huevo (por persona)

Elaboración:

Para elaborar la ratatouille:
  1. Primero lavaremos bien la berenjena y el calabacín y las troceamos en rodajas. 
  2. Ponemos una sartén a fuego medio con una pizca de aceite y vamos haciendo la berenjena y el calabacín. Según se vayan haciendo las dejamos en un plato.
  3. El pimiento rojo los lavamos y troceamos. La cebolla la pelamos y troceamos en rodajas también.
  4. Ponemos el horno a precalentar a 200º.
  5. Preparamos una fuente para horno donde haremos el plato. Ponemos en el fondo de la fuente una capa de salsa de tomate.
  6. Después iremos colocando alternativamente las diferentes verduras (en la foto de más abajo podéis ver como colocarlo).
  7. Por último, añadimos un poco más de salsa de tomate por encima. Echamos también orégano y tomillo o cualquier otro tipo de especia que nos guste.
  8. Horneamos durante 30 minutos.


Para elaborar el huevo poché:
  1. Forramos un cuenco pequeño o una taza con papel film transparente (que sobresalga por todos los lados).
  2. Echamos un poco de aceite de oliva y con una brocha barnizamos el papel film.
  3. Incorporamos el huevo.
  4. Vamos doblando el papel film y lo cerraremos con un hilo.
  5. Ponemos una cazuela con agua a calentar. Antes de que empiece a hervir sumergimos el huevo. Lo dejaremos al fuego 5 minutos y medio.
  6. Separamos el huevo del papel de film.
En este vídeo podéis ver mejor como se hace el huevo poché:


Por último, serviremos en cada plato las verduras asadas junto con el huevo poché.



Espero que os haya gustado! Seguimos!
Feliz semana
Ana

miércoles, 23 de diciembre de 2015

Ensalada de quinoa con remolacha, granada y pistachos

El otro día leía esta frase "Uno vuelve siempre a los sitios donde amó la vida" y creo que todos tenemos ciertos vínculos fuertes con el pasado, ya sea personas, lugares....Hace unos días he tenido la suerte de reencontrarme con compañeros de la infancia. Hacía más de 20 años que no veía a muchos, casi nada!, y ha sido increíble pues parecía que nos habíamos visto el día anterior. Yo creo que existe ese vínculo especial con ciertas personas que hace que pase esto. Supongo que para todos los que nos reunimos, esos años de infancia y adolescencia fueron años felices y volver a vernos era revivir esos años de alguna manera. Lo bueno de todo, es que a partir de ahora nos vamos a ver más, ya no pasaran tantos años...Ha sido increíble el reencuentro!

Vamos ahora con una receta que puede acompañar a las cenas y comidas navideñas. Y apta para vegetarianos!




Ensalada de quinoa con remolacha, granada y pistachos


Ingredientes:
  • 100 gr. de quinoa (*)
  • 2 remolachas cocidas
  • Media granada
  • Unas hojas de espinacas frescas
  • 50 gr de queso de cabra
  • Pistachos (un puñado)
  • 1 cucharada pequeña de semillas de sésamo (opcional)
  • Aceite de oliva virgen extra, vinagre de modena y sal

Elaboración:
  1. Ponemos agua en una cazo a hervir. Debe ser el doble de cantidad que la quinoa. Cuando rompa a hervir añadimos la quinoa que estará lista en 12-15 minutos. (Mirar siempre las instrucciones del envase). Si ha sobrado agua lo colamos y dejamos enfriar.
  2. Cocemos las remolachas y las pelamos y troceamos. (Puedes usar remolachas ya cocidas pero la diferencia se nota, y ahora estamos en temporada de remolachas)
  3. Sacamos los granos de media granada y reservamos en un cuenco.
  4. Pelamos los pistachos. Reservamos
  5. Lavamos unas hojas de espinacas y secamos bien.
  6. Para el montaje de la ensalada: En una ensaladera o bandeja ponemos una cama de espinacas. Sobre ella pondremos la quinoa. Añadimos la remolacha, granada y el queso de cabra troceado.
  7. Añadimos el aliño.
  8. Echamos unas semillas de sésamo y los pistachos.

(*) La quinoa es un pseudocereal que proviene de Perú principalmente. Es muy conocida por contener muchos minerales, proteínas y aminoácidos. Se compra en herbolarios y tiendas de productos ecológicos.


Las cantidades son para dos personas, pero depende de si lo tomas de plato único o es un acompañamiento a otro plato. Tampoco hay que seguir al pie de la letra, cada uno conoce sus gustos, y puede poner más cantidad o menos de cada ingrediente.


Aquí podéis ver otro plato con quinoa, también en formato de ensalada pero templada, con tomates confitados y ventresca de atún.


Qué paséis buenas fiestas, rodeados de amor, amigos, familia...
a por el 2016 y sobre todo ser felices!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...